San Pedro a través de la historia

Muchos han sido los artistas que han representado escenas y personajes bíblicos a lo largo de la historia. San Pedro, como personaje muy importante en los Evangelios y como patriarca de la Iglesia, ocupa un lugar destacado en estas representaciones. Estas imágenes que vas a contemplar son sólo algunas de las muchas que existen de San Pedro tal y como lo han visto los artistas según su época y su lugar de origen.


Arnolfo di Cambio (1245-1302)

Arquitecto y escultor italiano del gótico tardío, nacido cerca de Siena. Tras su aprendizaje con el escultor Nicola Pisano, Arnolfo trabajó en Roma, Orvieto y otras ciudades, esculpiendo numerosas tumbas, bóvedas de altar y fuentes. Las esculturas de Arnolfo para la fachada de la catedral, hoy en día dispersas entre varios museos, armonizaban las formas de la antigua Roma con motivos del gótico tardío en un estilo que ya anunciaba el renacimiento.


CATEDRAL DE AMIENS

Ejemplo típico del gótico francés del siglo XIII, junto con Notre Dame de Paris y Chartres, posee arcos apuntados y una decoración muy rica en piedra. Su construcción comenzó en 1220. Se trata del edificio gótico más grande de Francia, con 145 metros de largo y 43 metros de altura media. La altura de la torre mayor es de 112 metros de altura. Pese a sus enormes dimensiones se levantó en sólo 80 años. En su fachada se encuentra la representación del Arca de la Alianza.


ICONOS RUSOS

La religión ortodoxa también venera a la Virgen, a Jesucristo y a los santos que veneran y reverencian en la iglesia cristiana.

Los iconos se hallan asociados a la oración y la liturgia de la religión de los países del Este, Rusia y Grecia. Se trata de meras alegorías, dueñas de un lenguaje especial, como lengua de la imagen y en agua del símbolo. Los iconos datan de los mismos orígenes del cristianismo. Sus inicios se remontan a las imágenes conmemorativas del final de la antigüedad, es decir, del siglo I al IV después de Cristo.


Leonardo da Vinci (1452-1519)

El prototipo del hombre del Renacimiento por abarcar múltiples facetas: ciencia, ingeniería, investigación, arte, etc. Desarrolló una idea normativa de pintura basada en la ordenación geométrica y la composición coordinada por la miradas, los gestos y las actitudes. San Pedro aparece en esta pintura a la izquierda de Jesús, en un grupo de tres, junto a san Juan. Logró el sfumato mostrando imágenes como difuminadas, utilizando colores neutrales y concibiendo la pintura como la fusión del claroscuro. La Virgen de las Rocas y la Gioconda son algunas de sus principales pinturas.

(La última cena, detalle)


Perugino (1446-1523)

Nacido en Perugia, influyó en Rafael creando una de las maneras del clasicismo de principios del siglo XVI. Su estilo se caracteriza por la pureza, seguridad, simplicidad y excepcional simetría en la composición. En sus obras se observan formas amables y atrayentes. Realizó los frescos de la Capilla Sixtina, en unión con otros grandes maestros del momento como Miguel Ángel.

(Entrega de llaves a San Pedro, detalle)


Alberto Durero (1471-1528):

Pintor y grabador establecido en Nuremberg, introdujo el Renacimiento en Alemania tras sus viajes a Italia. El arte de Durero descansa en el orden, la proporción y la norma, como hombre renacentista que era. En sus retratos queda plasmada la dimensión humana del individuo: es un estudio del personaje como centro de todas las cosas y como ser en el universo.

(San Pedro y San Juan, detalle)


Miguel Ángel (1475-1564)

Escultor, pintor y arquitecto, su vida transcurrió entre Florencia y Roma. Su excepcional personalidad artística dominó el panorama creativo de su época. Planteaba en su obras la terribilità, es decir, el valor de la tensión, el vigor físico, la intensidad emocional, frente a la norma y al clasicismo renacentista. Entre su obras más importantes destacan las pinturas de la Capilla Sixtina, las esculturas de David, Moisés y La Piedad y la bóveda de la basílica de San Pedro de Roma.

(Juicio Final, detalle de San Pedro)


Domeniko Theotokopoulos El Greco (1541-1614)

Nació en la localidad de Candía, actual Heraklion, capital de la isla de Creta. Tras pasar por Venecia y Roma, hacia 1575 empieza a considerar el instalarse en España por las posibilidades que representaba la construcción del Monasterio de El Escorial. Sus figuras son estilizadas y desproporcionadas, en un estilo muy personal de gran expresión, con colores violentos y vibrantes, fuertes escorzos, que consiguen calar en la sociedad toledana. Algunos especialistas opinan que el origen de esta desproporción se debe a una posible enfermedad visual. Manierista, aparece también vinculado a la España de la Contrarreforma. Su obra abarcó la temática religiosa, el retrato y su particular tratamiento y reinterpretación del paisaje.

(San Pedro)


Caravaggio (1571-1610)

Su obra supone un cambio en la concepción de la pintura. Padre del tenebrismo naturalista, sus cuadros son sobrios y con pocos personajes, cortados por un objeto o el mismo marco del cuadro. Con fondo neutro sin paisaje ni perspectiva, la oscuridad queda rota por la luz en las manos y caras de los personajes.

(Negación de San Pedro)


José Ribera (1591-1652)

El Españoleto Pintor y grabador nacido en Xàtiva. Marchó a Italia, instalándose en Nápoles donde alcanzó extraordinario renombre. Su estilo se basa en violentos contrastes de luz, una densa plasticidad de las formas, un gran detallismo y una propensión a la monumentalidad compositiva. Algunas de sus obras son Martirio de San Felipe; Sileno ebrio, Apolo y Marsias, El alegre bebedor, serie de Filósofos.

(San Pedro)